Analistas dudan que la salida de Mario Rozas disminuya la crisis de Carabineros

Analistas dudan que la salida de Mario Rozas disminuya la crisis de Carabineros

Investigadores entregaron una proyección sobre lo que pueda ocurrir con la institución y llamaron a otorgarle mayor incidencia al poder civil.

Por Ignacio Riveros y Nicolás Riveros

Desde 2016 que Carabineros ingresó en un espiral de crisis luego de que salieran a la luz los hechos denominados “PacoGate”, fraude en el que hay 31 imputados por malversación de caudales públicos por un monto superior a 28 mil millones de pesos.

El 22 de diciembre del año 2018, Mario Rozas asumió como general director. Su período se vio marcado por diversos sucesos que provocaron una pérdida de confianza por parte de la ciudadanía.

Desde el 18-O, el Instituto Nacional de Derechos Humanos ha interpuesto más de 2.300 querellas en contra de Carabineros. Según la misma entidad, más de 400 personas terminaron con daños oculares en las protestas por la represiva forma de actuar de los uniformados.

Algunos de los hechos que marcaron la crítica fue la forma de manejar el orden público, las violaciones a los derechos humanos, la caída del adolescente de 16 años del Puente Pío Nono tras ser empujado por un uniformado durante protestas y lo que provocó la renuncia de Mario Rozas: el baleo a dos menores de edad por parte de policías en un centro del Sename ubicado en la comuna de Talcahuano, región de Bío Bío.

Llega un nuevo general director

Con la renuncia de Mario Rozas como general director, y el nombramiento de Ricardo Yáñez, mano derecha de Rozas, dos expertos hablaron con Cooler, donde explicaron su visión y expectativas de lo que pueda ocurrir en la institución.

“No hay nada que celebrar”

El director ejecutivo de la Fundación Chile 21, Eduardo Vergara, explicó que con la salida de Mario Rozas, no cambia el tratamiento de las policías, menos el enfoque de orden público que ellos tienen.

“El general Yáñez es una señal de continuidad. Era el hombre de confianza del general Rozas. Ojalá esto no se transforme en el legado Rozas”, dijo Vergara.

En base al camino que debería tomar la institución, el investigador planteó que el gobierno debe entender que “el responsable de la seguridad pública es el ministerio del Interior y no Carabineros de Chile”, a lo que agregó que las políticas de seguridad pública no se hacen por medio de pautas de prensa.

“No había más opción en este caso”

La especialista en estudios de violencia y seguridad urbana y profesora del departamento de Sociología de la Universidad Alberto Hurtado, Alejandra Lunecke, apuntó que hace mucho tiempo se viene solicitando un cambio, pero “no hay otra decisión política que tomar en un caso como el de ayer”.

Lunecke aseveró que la salida de Rozas claramente no es la solución a los problemas que tiene la institución policial. En cuanto a reformar o reestructurar a Carabineros, “No es un cambio que la policía haga sola, sino que debe de haber un mayor control del poder civil, en este caso del gobierno, desde el ministerio del Interior”, añadió.

Con la llegada de Ricardo Yáñez, Lunecke planteó: “Uno podría esperar que, al no ser ajeno al proceso y complejidad que se viene teniendo hace un año, debiese ser alguien que pueda colaborar de mayor forma con la autoridad civil en llevar los procesos de cambios”.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: