Los desafíos de la Teletón 2020

Los desafíos de la Teletón 2020

Ante las adversidades que ha sufrido la realización del espectáculo, surge la pregunta sobre cómo se debiese financiarse la fundación y llevarse a cabo las próximas ediciones del icónico show televisivo.  

Por Agustín Morel

En noviembre del año pasado se anunció que la Teletón se suspendió por segunda vez en su historia a raíz de la ola de manifestaciones que se desplegaron a lo largo del país desde el 18 de octubre, y se aplazó para abril de este año.

Sin embargo, meses después vuelve a verse bajo amenaza producto de la crisis sanitaria que ha generado la propagación del Covid-19 en Chile y en el mundo.

La cuarentena, las dificultades para ir a un banco a realizar donaciones y la imposibilidad de llevar a cabo eventos de convocatoria masiva pusieron contra las cuerdas la esencia del evento.

A pesar de que muchos espectáculos y eventos, tanto recreativos como democráticos, se suspendieron de forma definitiva o aplazaron sus fechas, Don Francisco, uno de los principales rostros de la fundación, anunció la semana pasada que la Teletón se realizará igual pero que tomarán las medidas necesarias para que pueda desarrollarse con éxito de acuerdo con el contexto que vive el país.

Donaciones digitales y transmisión por videollamadas

Dado a que no cuentan con las facilidades que frecuentan por el complejo escenario que atraviesa el país, se anunciaron cambios drásticos para este año. De acuerdo con el comunicado oficial de la fundación “será una Teletón de emergencia donde la meta económica no sería la prioridad” y que se conformará con las donaciones digitales que realice la gente.

Además, no habrá maratón televisiva como de costumbre. Si bien habrá emisión televisiva por canales abiertos, esta será de dos días y en horario especial.

La transmisión comenzará el viernes 3 de abril a las 22.00 horas y cerrará ese día a las 2 am.

El sábado 4 abrirá con una matinatón infantil, y luego habrá una pausa hasta las 21.00, para luego concluir definitivamente a las 2 am del domingo 5 de abril.

Por otro lado, las donaciones históricamente se han hecho exclusivamente por le Banco de Chile, sin embargo, para esta ocasión se podrán realizar a través de 12 bancos que habilitarán un “botón digital” para hacer más ligero el proceso.

Por otro lado, se tomarán medidas de seguridad contingentes para evitar la propagación del virus. Don Francisco será el animador como de costumbre, pero realizará el acto desde su casa y contará con el apoyo de otras figuras del rubro como Julián Elfenbein, Tonka Tomicic, Diana Bolocco, Francisco Saavedra, entre otros, que también se conectarán de manera virtual desde sus respectivos hogares. Tanto artistas nacionales como internacionales se sumarán a la transmisión desde sus estudios y desde sus casas.

Además, informó la fundación en su comunicado que, en el Teatro Teletón, habrá un grupo limitado de personas de distintos medio de comunicación, y para eso ya disponen de una serie de medidas preventivas. Contarán con un cordón sanitario donde realizarán test rápidos de COVID-19, sanitización a la sala, alcohol gel en las entradas y uso masivo de mascarilla.

Financiamiento

Históricamente la fundación se ha financiado principalmente mediante donaciones voluntarias por parte de familias chilenas, organizaciones sociales y empresas nacionales. De acuerdo con las cifras que entregó la fundación posterior a la Teletón 2018, la campaña logró reunir $37.954.551.757, y el aporte vino principalmente por aporte de ciudadanos, quienes aportaron con un 74% del total recaudado.

A pesar de que la cuenta está abierta todo el año, es precisamente en el evento televisivo donde se junta la mayoría del recaudamiento. 

En cada edición la meta intenta superarse con el fin que el presupuesto se mantenga estable para cada año. Sin embargo, dado el contexto que se vive en el mundo, se especula que la recaudación de este año no este a la altura de lo que suele estar y es por eso mismo que decidieron suspender la meta para esta ocasión.

Ante la suspensión generada por el estallido social para la edición de 2019 y los obstáculos que enfrentan hoy en día, Mario Kreutzberger dijo en una entrevista para El Mercurio que “después de esta crisis vamos a tener que replantearnos el modelo económico de la Teletón y hacer algo diferente. No puede depender de un estallido social, ni de una pandemia, ni de un terremoto ni un aluvión. Tenemos que tener alguna otra seguridad“.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: